miércoles, 31 de octubre de 2012

PREMIO NACIONAL DE LITERATURA INFANTIL Y JUVENIL 2012



     Laura Gallego ha obtenido hoy el Premio Nacional de Literatura Infantil y Juvenil correspondiente a 2012 por su obra Donde los árboles cantan. El galardón lo concede el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para distinguir una obra de autor español, escrita en cualquiera de las lenguas oficiales del Estado y editada en España durante 2011. Está dotado con 20.000 euros. "Mis libros reflejan lo que soy, no pretenden enseñar o moralizar", ha señalado Gallego a Europa Press.
     
   Nació en Quart de Poblet (Valencia) en 1977. Estudió Filología Hispánica, especializándose en literatura medieval. Consiguió su primera publicación y su primer premio de literatura juvenil (Barco de Vapor) con la novela Finis Mundi en el año 1998, traducida al portugués, el alemán y el italiano. En el año 2001 volvió a ganar el premio Barco de Vapor con su obra La leyenda del rey errante.

  Desde el año 1999, y especialmente a partir de 2002, no ha dejado de escribir y publicar numerosas obras dirigidas al público juvenil como la trilogía Memorias de Idhún, la saga Crónicas de la torre o Alas de fuego y Alas negras. Parte de su obra se ha traducido al rumano, francés, polaco, finés, sueco, noruego, danés, húngaro, inglés, italiano, alemán, portugués, catalán, coreano y chino.
 
   Además de esto, publica cuentos infantiles, escribe guiones para series de dibujos animados como Sara y las goleadoras y da numerosas charlas en colegios e institutos, compartiendo su obra y animando a los más jóvenes a la lectura. Es también una de las fundadoras de la revista Náyade (Facultad de Filología de Valencia), de la que fue codirectora de 1997 a 2000.

    En nuestra biblioteca “Bibliovaldés” tenemos ejemplares del libro premiado y además, la trilogía Memorias de Idhún, la saga Crónicas de la torre y Alas de fuego y Alas negras. ¡Pásate a por ellos!



    Viana, la única hija del duque de Rocagrís, está prometida al joven Robian de Castelmar desde que ambos eran niños. Los dos se aman y se casarán en primavera.
    Sin embargo, durante los festejos del solsticio de invierno, un arisco montaraz advierte al rey de Nortia y sus caballeros de la amenaza de los bárbaros de las estepas... y tanto Robian como el duque se ven obligados a marchar a la guerra. En tales circunstancias, una doncella como Viana no puede hacer otra cosa que esperar su regreso... y, tal vez, prestar atención a las leyendas que se cuentan sobre el Gran Bosque... el lugar donde los árboles cantan.

                   

No hay comentarios:

Publicar un comentario